23 de octubre de 2016

Syndet: Jabón sin jabón

1 comentario
Hace un par de años comenzaron a aparecer en el mercado los limpiadores SYNDET, también llamados limpiador sin jabón (o soap free) o "Jabón sin jabón".
Lo que nos dicen las compañías de estos productos es que son más gentiles con nuestra piel que el Jabón e incluso que limpian sin dañarla. ¿Esto es realmente así?


Empecemos por el principio ¿Qué significa SYNDET?
La palabra SYNDET viene de la contracción de las palabras en inglés Synthetic Detergent y no significa otra cosa que detergente sintético, y no lo digo sólo yo, lo dice la Comisión Europea y la IUPAC. -igual nunca falta el mamarracho que dice que Syndet significa "sin detergente" o "sin detergencia"...sí, pueden googlearlo si no me creen-.

Puede parecer un poco redundante, no son todos los detergentes sintéticos? La respuesta es NO.
Veamos la definición IUPAC -para quien no lo sepa, IUPAC es la Union Internacional de Química Pura y Aplicada- de detergente:

Detergente: Un surfactante (o mezcla conteniendo uno o mas surfactantes) que poseen propiedades de limpieza en soluciones diluidas (los jabones son surfactantes y detergentes).

El jabón es un surfactante y un tipo de detergente, y es natural, justamente por eso cuando queremos hacer una distinción entre jabón y detergente no jabonoso, hablamos de detergente sintético.

¿Qué es un surfactante?
Surfactante es un anglicismo, viene de la palabra Surfactant, surface active agent; que indica su efecto sobre la tensión superficial (surface tension). Tensioactivo y surfactante es lo mismo.

El agua es un líquido polar y el aceite es no polar, y -como todos sabrán- no se mezclan entre sí, esto ocurre porque cuando hablamos de solubilidad, los que se atraen son los iguales. Una molécula de detergente es anfipática, es decir que tiene una porción polar y una porción no polar y por ello es capaz de atraer agua por un lado y aceite por el otro.


Cuando mezclamos agua y aceite en cantidades similares vamos a ver que después de un tiempo, aparecen 2 fases, porque como ya dije, no se mezclan. Cuando agregamos detergente, éste se ubica en la interfase entre agua y aceite formando una capa que cambia la tensión superficial (de ahí el nombre tensioactivo/surfactante) entre las fases. Cuando agitamos la mezcla, las moléculas de detergente encapsulan al aceite en una micela y la mezcla pasa a ser una emulsión (o una suspensión, dependiendo de algunas variables).

Ser surfactante es lo que le da al detergente propiedades de limpieza, lo que llamamos detergencia. Y justamente por eso todos los detergentes son surfactantes, pero no todos los surfactantes son detergentes -nosotros tenemos surfactantes en los pulmones, que no son detergentes-

Una cosa en la que casi todos están de acuerdo, e incluso así lo venden varias empresas, es que el Syndet es un Jabón sin jabón. Esto es una falacia, si no tiene jabón, no es jabón. El Jabón sin jabón no existe. El tema es que nosotros utilizamos la palabra Jabón incluso cuando estamos hablando de detergente, ejemplo, el Jabón en polvo para lavar la ropa no es Jabón sino detergente en polvo.

¿Qué es el Jabón?
Según la real academia española, jabón es el producto soluble en agua, resultado de la combinación de un álcali con ácidos de aceite u otro cuerpo graso, que se usa generalmente para lavar.
Y según IUPAC, jabón es una sal de ácidos grasos, saturados o insaturados, conteniendo al menos 8 átomos de carbono, o una mezcla de las sales..


Lo que ven en el diagrama es la llamada reacción de saponificación, en la cual a partir de la combinación de ácidos grasos (triglicéridos) con un álcali (hidróxido de sodio - NaOH) se obtienen sales de ácidos grasos (molécula que también recibe el nombre de jabón) y glicerol. Nota: voy a usar Jabón (con mayúscula) cuando me refiero al producto, y jabón (minúscula) si es la molécula.
La saponificación se considera un proceso natural ya que solo necesitamos reactivos de origen natural y un poco de calor para acelerar el proceso, y la historia dice que los antiguos egipcios ya lo fabricaban.
Inicialmente, los Jabones industriales (que se fabricaban de forma industrial) no tenían los aditivos (perfumes, aceites esenciales, etc.) que tienen los actuales y la glicerina resultante del proceso de saponificación era removida del producto (cuando la glicerina no se remueve, estamos hablando de un Jabón de glicerina).
En resumen, un producto, para ser considerado Jabón, tiene que estar compuesto por moléculas de jabón, sin importar si su consistencia es sólida (en pan) o líquida o si tiene aditivos extras. Por eso digo que el término Jabón sin jabón es una falacia.

Para saber si un Jabón es realmente jabón, no queda otra que mirar los ingredientes.

Dependiendo la combinación de ácido graso y álcali (hidróxido de sodio -NaOH- o de potasio -KOH-) que se use, la sal resultante tendrá determinado nombre, por ejemplo:

  • Ácido esteárico: produce sodium stearate o potassium stearate
  • Ácido oleico: produce sodium oleate o potassium oleate
  • Ácido palmítico: produce sodium palmitate o potassium palmitate

También, según el listado INCI, se pueden nombrar a las sales de ácidos grasos (jabón) por el aceite o grasa usada para producirlas -es un nombre más inespecífico, porque por ejemplo el aceite de coco está compuesto por diversos ácidos grasos, palmítico y esteárico entre ellos-. Por ejemplo:

  • El aceite de coco (coconut oil) da sodium cocoate o potassium cocoate
  • El aceite de semilla de palma (palm kernel oil) da sodium palm kernelate o potassium palm kernelate
  • La grasa animal (tallow) da sodium tallowate o potassium tallowate -si no te gustan los productos de origen animal, este es un ingrediente a evitar definitivamente-

La regla general es: SODIUM xxxxATE o POTASSIUM xxxxATE. Si encontramos alguno de esos nombres en la lista de ingredientes INCI, significa que el producto tiene jabón.

El Jabón es un muy buen limpiador, excepto cuando se usa con agua dura. El agua, por contener altas concentraciones de minerales como calcio y magnesio, hace que el jabón genere un precipitado insoluble que no solo no limpia, sino que ensucia.
Los fabricantes de Jabones lo habían notado, y estaban intentando desarrollar un producto que sí sirviera para limpiar en aguas duras. Según cuenta la historia, durante la Primer Guerra Mundial, Alemania no tenía acceso a la grasa necesaria para fabricar jabón ni a los Jabones, con lo cual la urgencia de desarrollar otro limpiador se acrecentó, y en 1916 lograron fabricar el primer detergente sintético (era usado para lavar los platos y la ropa, y no era biodegradable).
En lo que refiere a la industria cosmética la historia dice que el primer SYNDET en barra fue desarrollado y comercializado en 1950 y estaba compuesto por el surfactante sintético alkyl isethionate (un surfactante leve) -así que con el cuentito de que esto es algo nuevo a otro lado por favor-

No me quiero extender mucho porque estoy pensando en escribir otra entrada en relación a esto que les voy a contar. Se sabe que existen surfactantes que son poco (o nada) gentiles con nuestra piel y otros que son mas gentiles, esto quiere decir: algunos dañan el estrato córneo e interfieren así con su función de barrera y otros no -o no tanto-. El jabón entra en el grupo de los surfactantes dañinos, junto con el syndet sodium lauryl sulfate. Pero el Jabón tiene otro inconveniente: su pH. El Jabon tiene un pH entre 7 y 9, mientras que nuestra piel tiene un pH entre 5-6. Estudios indican que un aumento del pH en la piel genera daños en el estrato corneo y altera el manto lipídico de la piel. Con lo cual la combinación de pH alcalino + surfactante fuerte que encontramos en el jabón genera problemas a corto y largo plazo en nuestra piel.  La ventaja que tienen los limpiadores Syndet es que no solo pueden contener surfactantes gentiles -o no tan gentiles pero en menor concentración- sino que el pH del producto puede tener el valor fisiológico de nuestra piel. Un limpiador SYNDET que tenga estas características sí va a cuidar mucho más nuestra piel. 

Pero ojo, como ya les dije antes, SYNDET, sólo significa detergente sintético, NO es sinónimo de buen -y con buen me refiero a gentil- limpiador. que un limpiador sea gentil con la piel no viene determinado porque sea SYNDET, viene determinado por el tipo/s de surfactante/s que usen, su/s concentración/es en el limpiador y el pH del producto. Así que ojo, mejor prestar atención a los ingredientes y su ubicación en la lista INCI mas que al término marketinero.

¿Y por qué digo que es marketinero? Porque en nuestro mercado cosmético, la mayoría de los Jabones líquidos son Syndets y aún así los venden como Jabón líquido -al final del post les dejo algunos ejemplos-. Y ojo que no estoy diciendo que sean buenos, sólo estoy diciendo que no son jabón y que tranquilamente los podrían vender como Syndets y que los "Jabones sin jabón" no son algo novedoso.

¿Y cómo sé que son Syndets? Porque miré las listas de ingredientes y encontré detergentes, no jabón. Digo detergentes y no surfactantes porque, como ya dije, no todos los surfactantes tienen propiedades de limpieza (detergencia). En los cosméticos, los surfactantes se pueden para lo siguiente, entre otros:

  • Limpiar (detergencia)
  • Emulsionar
  • Solubilizar
  • Espumar (formar espuma)

Algunos surfactantes son excelentes espumantes pero tienen poca detergencia y viceversa -eso de que un surfactante es buen detergente si hace mucha espuma no es otra cosa que un mito-, algunos son buenos emulsionantes y malos detergentes y otros son buenos emulsionantes y detergentes pero hacen pelota la barrera cutanea y por eso solo se usan en baja concentración para estabilizar el producto (o sea como emulsionantes). Con esto voy a que no es tan fácil identificar cual/les de los surfactantes que puede tener el producto es el que está actuando como detergente; y para que se den una idea de a que me refiero con "no es tan fácil", les comento que el Cosing (la base de datos de ingredientes cosméticos de la Unión Europea) incluye 2595 surfactantes.

Entre los surfactantes detergentes más utilizados encontramos:

  • Sodium Lauryl Sulfate (SLS; tambien llamado Sodium dodecyl sulfate, SDS)
  • Sodium Laureth Sulfate (SLES)
  • Sodium C12-C13 Pareth Sulfate
  • Sodium C12-C15 Pareth-7 Sulfonate
  • Sodium C14-C16 olefin sulfonate
  • Sodium Lauroyl Isethionate
  • Disodium Laureth Sulfoccinate
  • Cocamidopropyl Betaine
  • Sodium cocoamphodiacetate

Aclaro que si bien el SLS es uno de los más agresivos, la lista está ordenada al azar -en algún momento voy a escribir un post sobre los daños que producen en la piel los diferentes surfactantes, por eso en este post solo les incluyo un pequeño listado-.

En síntesis:

  • Los limpiadores SYNDET no son algo novedoso, existen desde 1950. Lo que sí es cierto es que a medida que los conocimientos avanzan, se pueden desarrollar mejores detergentes sintéticos.
  • No todos los SYNDET son gentiles con la piel, cuán gentiles sean viene determinado por el tipo/s de surfactante/s que usen, su/s concentración/es en el limpiador y el pH del producto.
  • En reglas generales los limpiadores Syndet son más gentiles que el jabón común.
  • No se crean todo lo que dicen las compañias de cosméticos, el marketing es una estrategia de VENTA, no de información.








Saludos!

Fuentes:
http://www.soaphistory.net/detergent-history-facts/history-of-detergent/
http://ec.europa.eu/health/scientific_committees/consumer_safety/docs/sccs_s_006.pdf
Surfactants in Cosmetics, Second Edition

 ,    

1 comentario:

Ir Arriba